Exposiciones

El IVAM y el Museo de Bellas Artes tienen un trato

El Museo de Bellas Artes de València y el IVAM han trazado una línea de trabajo conjunta para los próximos años que se inicia con la exposición Teníamos todo a nuestro favor en el primero de ellos hasta el 20 de enero de 2019, a través de la cual se genera un diálogo entre los diferentes movimientos artísticos y se muestra cómo las creaciones de los siglos XX y XXI recuperan una y otra vez los géneros clásicos del arte a través del bodegón, el retrato y el paisaje.

Así, un total de 66 obras de 24 artistas de arte moderno y contemporáneo de la colección del IVAM comparten espacio con obras de 36 creadores de la colección permanente del Museo de Bellas Artes, fechadas entre los siglos XIV y XX.

La exposición toma su nombre de la cita escogida por Claes Oldenburg (Estocolmo, 1929) y Coosje van Bruggen (Groningen, 1942 – Los Ángeles, 2009) para el exterior de la pieza Bottle of Notes, model (ca. 1989-1990). Se trata de una cita del diario del primer viaje del Capitán Cook en 1769 al océano Pacífico que decía: “Teníamos a nuestro favor todo lo que pudiéramos desear para observar el paisaje completo del planeta Venus desde la órbita del sol”. Esta escultura de Oldenburg y Van Bruggen, con la que se inicia la exposición, es una metáfora del viaje que la colección del IVAM hace desde la calle Guillem de Castro hasta el Museo de Bellas Artes, y constituye el hilo conductor de la exposición.

En ella se encentran piezas de artistas destacados del IVAM como Pablo Picasso, André Dérain, Markus Lupertz o James Rosenquist, además de las de otros 20 grandes creadores de proyección internacional, con nombres de grandes artistas de la colección del Bellas Artes como Antonio Muñoz Degraín, Salvador Abril, Joan de Joanes, El Bosco o Francisco Ribalta, que además de conformar una diálogo, componen una retrospectiva a la historia del arte y su evolución en paralelo a los avances de la sociedad y la realidad y contexto de cada época.