Los tres platos de Merxe Navarro

Merxe Navarro

Soy Merxe Navarro, una arquitecta valenciana que trabaja para construir, figurada y literalmente, una Valencia lo mejor posible. Tengo la afición de rastrear la ciudad y alrededores para encontrar ese #comerbonito; una idea en la que englobo todos los aspectos que considero prioritarios a la hora de elegir un sitio para comer fuera de casa: el desarrollo de un concepto común de cocina y espacio. Estimular más de un sentido a la hora de comer para lograr una experiencia completa. Siempre hay ocasiones en las que ir a un sitio que no sea #comerbonito, pero esa es otra historia. Mis sitios favoritos de Valencia on:

1.- Aleimuna (C/ Luis Oliag, 2)

Que hay vida más allá de Ruzafa es algo que se viene reivindicando en este newsletter desde su nacimiento. Concretamente más allá de Peris y Valero está el pequeño restaurante marroquí Aleimuna gestionado por un simpático matrimonio en una de las perpendiculares de la calle Zapadores. La combinación de dulce y salado de la comida marroquí, el ambiente sin pretensiones, las recomendaciones de la chef, la familiaridad de trato y el precio ajustado facilitan el tránsito al mundo exterior fuera de las fronteras de Ruzafa..

2.- Bar Tonyina (C/ Chile, 3)

El bar Tonyina es un premio que puedes darte casi cada semana, los 12€ de su menú diario nos lo permiten. Un bar, os he de confesar, al que he ido más sola que acompañada; sentarse en esa preciosa barra de madera maciza viendo la vida pasar mientras te van sirviendo perlas de diversión para el paladar es en sí una experiencia completa.

Vajillas de toda la vida, mobiliario de líneas sencillas, revestimientos de paredes, techo y suelo de materiales conocidos, imagen corporativa, todo acompaña para hacernos sentir en un ambiente cómodo, fácil y familiar. Debo confesar algo más, siempre que voy me tiro un buen rato admirando ese lavamanos tallado de una única pieza de mármol. Pura belleza muerta.

3.- deli_rant (Plaza Colegio del Patriarca, 4)

Exponente máximo del #comerbonito. No me canso de repetir y recomendarlo. Un sitio en el que tu yo infantil saca el máximo partido a la imaginación gracias a platos con nombres tan divertidos como un entrante llamado bla, bla, bla... , un primero de hamburguesa de paella o un par de huevos fritos con patatas en la sección de postres.

Disponen de un menú diario a 15€ entre semana lleno de sabores inesperados y en pleno centro de Valencia de estos para quedar bien.
El diseño del local, el aprovechamiento del espacio, la elección de mobiliario y lámparas de diseño, las maravillosas barras y contrabarras de hierro, el trato del personal y las ilustraciones que decoran tanto el local como la web hacen que estos 15€ den para mucho más que una simple comida.

Este artículo fue originalmente publicado en el numero diecisiete de la newsletter Paladar que, todos los jueves, llega al correo de sus suscriptores. Para apuntarse gratuitamente ir aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.