Vicente Martínez

Foto: Borja González Ayllón.

Foto: Borja González Ayllón.

Mi nombre es Vicente Martínez, tengo 40 años, me casé en Las Vegas con la mujer que adoro, Eva Sarasol, tenemos un hijo de 6 meses, Bruno, es lo mejor que he hecho en mi vida.

Mi primer concierto con 13 años fue Alien Sex Fiend, recuerdo que Nick Fiend sacó una banana gigante de plástico y que el público no paró en todo el concierto de lanzarle colillas encendidas, muy punk.

No necesito que nadie me diga qué es una vida “Rock&Roll”, toda para ti, disfrútala, yo ya la viví.

En 1991 formé Big Score, un grupo de indie rock, estoy muy orgulloso de todo lo que hicimos, fuimos pioneros en algunos aspectos aunque nunca presumo ni hablo de ello. En los 90 vi en directo a todos mis grupos favoritos del momento, Pixies, Nirvana, Sonic Youth, Yo la Tengo, Jesus & Mary Chain, R.E.M, Pavement, Teenage Fanclub, Superchunk, etc… Ya casi no escucho a los grupos de los noventa, si te gusta la música no puedes pasarte la vida escuchando lo mismo. Estoy al día de los nuevos grupos, es fácil, no tiene ningún mérito, sólo tienes que entrar en Pitchfork.

Me encanta la música y casi todo lo que la rodea. Gracias a ella he cumplido muchos de mis sueños y aunque soy muy poco mitómano he conocido a muchos de mis “héroes”. Me encanta descubrir grupos o que un amig@ me recomiende alguno o una canción que no conozco y no soporto el rollo “naïf” que siempre está latente en la música, tanto en lo profesional como en los que disfrutan de ella como oyentes:

1. No te tomes tan en serio a ti mismo, al fin y al cabo la música es sólo una parte de tu vida aunque creas lo contrario.

2. Has escuchado mucha música, has visto muchos conciertos incluso en el extranjero y has leído muchos libros pero no te ha servido de nada, sigues siendo el mismo “gusano” de siempre pero con más información.

Tengo la suerte de poder ganarme la vida con lo que me gusta, la música. En 2002 fundé Zebra Records y una editorial musical, tuve que aprender rápido para sobrevivir y hacerme un hueco. Si la editorial que fundé fuera mía, sería millonario, como no lo es, trabajo como una bestia en Songsforever, la editorial que monté con mi mujer Eva – Songsforever, lo pillas?. Intento ayudar a los compositores y autores de nuestra compañía a gestionar y recaudar los derechos que generan sus obras y a sincronizar su repertorio en campañas de publicidad, pelis, etc… .  Con el objetivo de formar a futuros profesionales de la música, creo, coordino y dirijo, workshops, ciclos, postgrados, masters, etc… como por ejemplo el Postgrado en Gestión Legal y Empresarial de la Música, Universitat de València del que ya contamos con tres ediciones y el primer máster en España de la Industria Musical en UCAM (Murcia). Si tienes un grupo y/o quieres trabajar y vivir de esto, fórmate, si lo haces por hobby o tienes otro trabajo, di que no es necesario y que la música debe ser gratis, coméntalo en Facebook, tendrás muchos likes.


Un disco:
Os digo el que tengo puesto en el plato, “Closing Time” de Tom Waits, mientras escribo estas líneas y el siguiente que voy a poner “Exile on Main Street” de The Rolling Stones.

Una película: “Casino” de Martin Scorsese, Joe Pesci golpeando con el teléfono a todo el mundo y un NO bien grande en el despacho de Robert de Niro aka Sam “Ace” Rothstein.

Un libro: “Siddhartha” de Herman Hesse. “Un auténtico buscador, alguien que desea encontrar, no puede aceptar doctrina alguna”.

Una serie de tv: Nunca me enganché a ninguna ni cuando era pequeño, tampoco sigo las nuevas de las que todo el mundo habla.

Una serie de dibujos de tv: Mazinger Z, puños fuera!!!

Una revista: “Truco o Trato” de Victor Lenore en Rockdelux.

Un icono sexual: Kate Moss vestida, Scarlett Johansson desnuda.

Una comida: La gula no es mi pecado, de pequeño no podía comer con normalidad por un problema con los jugos gástricos, mi cuerpo no hacía la digestión y vomitaba, los niños con este problema normalmente no sobrevivían, yo tuve suerte y unos padres con mucha paciencia. Me gusta todo y disfruto de la comida con buena compañía aunque reconozco que como para sobrevivir, si tengo que elegir me quedo con cualquier arroz bien hecho.

Un bar de Valencia: Los dos últimos sitios en los que he estado y se come bien, Los Madriles y Mercado de Tapinería, para tomar una copa, Rocafull, La Vitti

Una calle de Valencia: San Fernando o Sant Ferran como prefieras, en la misma calle están Punt de Sabor para tomarte un zumo natural y ecológico, Rafael Solaz librería anticuaria, el Octubre CCC  y Sebastian Melmoth, la nueva tienda de Roberto y Laura “Uke”, todo esto en menos de 50 metros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.