David Alarcón con miembros del Colectivo Mortero durante la grabación de un vídeo para Ensems. Foto: Armand Llàcer.

Colectivo Mortero propone soluciones sencillas y formales para la relación entre ruidos, sonidos y palabras”. En una sola frase, definen con acierto y precisión, su amplia propuesta artística. Comenzaron hace siete años para acompañar musicalmente el trabajo poético de Carlos Fernández. En 2015,  con “Cuando tu me leas dentro de mil años”, se acercaron a Miguel Labordeta. En 2017, los poetas valencianos de todas las épocas  articularon su montaje “La pell possible”. Ahora llegan a Ensems (8 y 9 de mayo, Sala Matilde Salvador de La Nau) con una especie de greatest hits en el que incluyen el estreno absoluto de una pieza. David Alarcón, su director artístico contesta nuestras preguntas.

¿Cómo es vuestro proceso creativo?

Hasta ahora hemos partido de proyectos literarios y les hemos dado forma musical y escénica. Esta vez partimos también de creaciones visuales. Para cada creación buscamos una forma distinta y sencilla de ordenar los acontecimientos musicales.

¿Qué importancia tiene el hecho escénico / interpretativo (puesta en escena, escenografía, iluminación…) en Colectivo Mortero más allá de lo que se puede entender como el recitado poético por un lado y la interpretación instrumental por otro?

Entendemos que la música “en vivo” es un hecho escénico y por lo tanto visual. Por otro lado, la escenificación de la música puede incluir o no a los intérpretes con sus herramientas de trabajo. La presencia de nuestros artistas en escena acompaña a los oyentes por el recorrido emocional de las obras que compartimos. Un músico no necesita ser un “objeto a contemplar”.

En el repertorio que haréis en Ensems incluís “Desde la “Grafía callada” inspirada en la serie del diseñador valenciano Pepe Gimeno.

Este gran creador recoge pequeños objetos de las playas y los reordena como signos lingüísticos. Le concede a elementos extraídos del azar la condición de mensajes formales. Es muy similar al proceso de composición musical actual, donde incluimos los ruidos que encontramos en el entorno y también los que generamos con instrumentos tradicionales. Leemos sus imágenes como partituras.

En Ensems estrenaréis “Ruidos poblados”.

Vamos a escuchar sencillos efectos acústicos que normalmente pasan desapercibidos. Vamos a fijar nuestra atención en la continuidad espacial del sonido. Vamos a generar situaciones que requieren de nuestra percepción psico-acústica.

 

Ensems 2021 en Verlanga:

Ensems 2021, la música como isla, refugio y paraíso

“Relay”, el palimpsesto como motor creativo