1- En el Mercat Central puede pasar de todo. Que te encuentres con Tendillo, Arias y Bossio con una copa mundial de la paella; que compres riquísimos salazones a los Hermanos Teruel; o que Virginia Lorente, te cuente en atypical, que su libro sobre Guastavino ha sido seleccionado este año en The Original Art, “una exposición anual creada para exhibir ilustraciones de los mejores libros infantiles del año publicados en los Estados Unidos”. Será del 28 de octubre hasta el 2 de enero de 2021. En Nueva York. Pero vayamos por partes. El libro, que dicho sea de paso es una maravilla, se titula Immigrant Architect – Rafael Guastavino and the American Dream, ha sido publicado por Tilbury House y está escrito por Berta de Miguel, Kent Diebolt y la propia Virginia, que además firma las ilustraciones y nos cuenta como surgió la idea. “Como todas las cosas, por una serie de coincidencias. Conocí a Kent en Valencia en un simposio internacional de bóvedas tabicadas, recuerdo que dio una charla sobre las bóvedas de Guastavino fantástica, me habló de Berta que se había incorporado recientemente a su estudio, y mantuvimos el contacto durante unos años. Cuando volvió a València a presentar el documental El arquitecto de Nueva York: Rafael Guastavino, me escribió, volvimos a vernos, Kent me preguntó por mi anterior libro Mis Casas Favoritas, que conocía y me preguntó si pensaba hacer otro y ahí surgió la idea. ¡Hagámoslo de Guastavino! Tanto a Kent como a Berta les gustó mucho la idea”.

2- Que el libro haya sido seleccionado no es ninguna sorpresa cuando uno lo tiene entre manos. Impecablemente editado, tiene algo de la magia de los viajes en el tiempo, el texto lo contextualiza y los dibujos son el salvoconducto para circular (sin prisas) por la vida y trabajos de Rafael Guastavino en Estados Unidos, de la mano de su hijo. Un recorrido por algunas de sus obras más emblemáticas en el que se nos desvelan interesantes secretos. Lo que sí sorprende es que el libro no se haya traducido, aún, al castellano y al valenciano, teniendo en cuenta que el protagonista nació en nuestra ciudad en 1842. Deseo de que así sea lo hay por parte de los autores ” para que la historia de Guastavino tenga una mayor difusión. Tenemos un acuerdo con la editorial para recuperar los derechos en ambas lenguas pasado un tiempo determinado desde su publicación en inglés y poder publicarlo aquí con otra editorial diferente”. Se trata de un volumen ideal para todos los públicos (no solo el infantil) y que además de dar a conocer la obra de Guastavino, ofrece una visión necesaria de la inmigración, sobre todo en estos tiempos en que es tan criminalizada a partir de datos falsos.

3- ¿Por qué crees que Guastavino sigue siendo desconocido en València?, le pregunto a Virginia. “Es muy curioso la verdad, yo, como muchas otras personas, lo descubrí tras una exposición en el Centre del Carme en el año 2009 cuando se cumplía un centenario de su muerte, y me quedé atónita pensando que nunca había oído hablar de él, que nadie en la Escuela de Arquitectura lo había ni siquiera nombrado. Ese mismo año viajé a Nueva York y andaba como una loca buscando sus bóvedas. Quizá una razón es porque en València no llegó a construir nada, en Barcelona se le conoce un poco más, donde sí tiene obra construida”. ¿Ocurre lo mismo en Nueva York? “Por lo que hablaba con Kent y Berta, ahora está empezando a despertar cierta conciencia social sobre el patrimonio, su valor histórico, su preservación, pero fuera del ámbito de la arquitectura tampoco resulta un personaje conocido. De hecho, si el profesor George Collins no hubiera recuperado sus archivos, hubiera quedado totalmente en el olvido. De ahí la importancia de despertar a los niños ese interés por el patrimonio, de que conozcan la historia que hay detrás de esos edificios y sus creadores, generar lazos afectivos con el patrimonio que nos rodea y que configura la historia de las ciudades”. El libro se puede adquirir en las dos tiendas de atypical, la del Mercat y la de la calle Caballeros.